Artículos

¿Cómo opera el teletrabajo en Chile?

La importancia del teletrabajo en Chile y el mundo ha crecido, y es que actualmente, con la crisis sanitaria, muchas empresas se han visto en la necesidad de modificar su manera de trabajar para evitar contagios y de esta forma contribuir a “aplanar la curva”

En Chile, el aumento en la implementación de esta modalidad es evidente. La consultora Randstad, reveló en una encuesta a más de 200 personas que en la semana del 15 de abril, el 72% de las empresas en Chile implementaron el trabajo remoto. De estas un 53% lo hizo en la fase 4 de contagio y un 34% entre las fases 2 y 3.  

Finalmente, un 9% sostuvo que desde siempre han entregado esta posibilidad a sus colaboradores.

Pero ¿cómo opera el teletrabajo en Chile? 

Anteriormente, las empresas podían disponer de esta modalidad a libre elección sin que existiera un marco regulatorio definido. Sin embargo, la nueva Ley de Trabajo a Distancia y Teletrabajo -aprobada el pasado 23 de marzo- define en dos grupos esta modalidad:

1. Trabajo a distancia: "el trabajador cumple sus funciones, total o parcialmente, desde su domicilio u otro lugar o lugares distintos de los establecimientos, instalaciones o faenas de la empresa".

2. Teletrabajo: "el trabajador cumple sus funciones mediante la utilización de medios tecnológicos, informáticos o de telecomunicaciones o debe reportar esas funciones mediante estos medios".

Además, la normativa afirma que el trabajador no pierde ninguno de sus derechos por el hecho de trabajar desde casa. Las condiciones laborales, flexibilidad horaria y otros aspectos podrán pactarse de mutuo acuerdo mediante un anexo de contrato. 

Cabe señalar que el empleador deberá entregar "los equipos, las herramientas y los materiales para el trabajo, incluidos los elementos de protección personal".

¿Qué empresas utilizan el teletrabajo?

Las empresas que en mayor medida han podido adaptarse al home office son aquellas de las áreas de marketing y comunicaciones, administración y finanzas, recursos humanos, call centers, tecnologías de la información y soporte en general. 

Esta medida claramente no pueden aplicarla todas las organizaciones, pues muchos empleos y servicios requieren la presencia de personas en sus lugares de faena. ¿Qué empresas utilizan el teletrabajo en menor medida? Aquellas que requieren mayormente la presencia de personal en los lugares laborales, tales como el sector agropecuario, minería, construcción, manufactura, servicios y transporte. 

Beneficios del teletrabajo para la empresa 

De acuerdo con un estudio realizado por la Fundación Chile Unido, un 83% de las empresas que han implementado el teletrabajo han observado un incremento en su productividad. 

Los empleados se han mostrado satisfechos trabajando desde casa, y es que los niveles de estrés disminuyen si se toma en cuenta que se suprimen los traslados diarios casa-trabajo y viceversa, se está en la comodidad del hogar y el tiempo se distribuye de manera más autónoma. 

La importancia del teletrabajo reside también en la conciliación de la vida familiar con la laboral, lo que sin duda influye en la productividad de los empleados, los fideliza respecto a su relación con la empresa, y, por ende, favorece a la organización. Otro de los beneficios del teletrabajo para la empresa reside en el ahorro en infraestructura (oficina).

 

Para que la productividad de los empleados y de la empresa sea efectiva, es importante que los colaboradores dominen los software y medios tecnológicos actuales que facilitan el trabajo remoto. 

Al pensar en cómo opera el teletrabajo, lo primordial es una conexión estable a Internet, pero también el dominio de aplicaciones y herramientas digitales que permiten mantener los datos seguros, y una comunicación de buena calidad con el equipo de trabajo. Por ello, es fundamental que el personal esté capacitado para poner en marcha el home office.