Artículos

Las ventajas de contar con profesionales capacitados en administración estratégica

La línea de tiempo de la administración estratégica inicia en la década de 1950, cuando surgieron los primeros conceptos asociados a esta disciplina. Posteriormente -entre los años 1970 y 2000- se consolidó en lo que el Balance Scorecard Institute define como "el conjunto integral de actividades y procesos en curso que las organizaciones utilizan para coordinar y alinear sistemáticamente los recursos y acciones con la misión, la visión y la estrategia en toda la organización".

La relevancia de la administración estratégica radica en que permite formular e implementar las iniciativas de la empresa de forma acorde con los recursos disponibles y el entorno. En la actualidad, es fundamental para mantenerse competitivo y diferenciarse en el mercado, y puede aportar notablemente en la obtención de los objetivos corporativos.

Desarrollando competencias con una nueva visión

Siendo un tema de alto impacto, podría pensarse que sólo los líderes o ejecutivos de una organización deben formarse en este tema. Sin embargo, la administración estratégica y otras especialidades que apuntan a la mejor administración de los recursos están siendo estudiadas y puestas en prácticas por diversos perfiles profesionales, sin importar cargos ni áreas de expertise.

Esta nueva visión lleva a los profesionales a querer ser multidisciplinarios, para incrementar sus habilidades y posicionarse de mejor forma en un mercado tan competitivo como el actual. 

De hecho, las empresas prefieren cada vez más este tipo de profesionales debido a que son capaces de:

  • Incentivar la innovación en sus equipos de trabajo.
  • Adaptarse mejor al cambio.
  • Desplegar un menú de herramientas intelectuales más extenso.
  • Servir como canal de comunicación entre grupos de trabajo con especialidades muy distintas.
  • Ser más eficientes.

Esto está muy alineado con las tendencias del mercado laboral en cuanto a las competencias que las empresas buscan en los candidatos que reclutan, pues entregan mayor confianza a la hora de abordar puestos críticos.

¿Qué ventajas trae la administración estratégica?

Si una empresa cuenta con empleados formados en administración estratégica, podrá obtener ventajas tales como:

  • Optimización de procesos.
  • Unificación y coordinación de esfuerzos en pro de objetivos comunes.
  • Desarrollo de la perspectiva a nivel macro, alineando las acciones diarias con las metas propuestas a largo plazo.
  • Reforzamiento constante de la visión, misión y estrategias.
  • Mejora la toma de decisiones.
  • Mantener de forma simultánea enfoque en el futuro y en el presente, ya que se ejecutan tareas diarias con una visión de mediano y largo plazo establecida en el plan estratégico.
  • Fomentar la comunicación entre áreas.
  • Contribuir a la construcción y definición de valores corporativos.
  • Asignación adecuada de recursos de acuerdo con las prioridades de la entidad.

  • Incrementa la productividad gracias a la gestión eficiente de recursos humanos y materiales, por ende, también mejora la rentabilidad de la compañía.

En general, mientras más personas tengan conocimientos en administración estratégica, la empresa tendrá equipos de trabajo más productivos, mejor preparados para el cambio y con mejor capacidad de solución de problemas.

Una habilidad necesaria en todo tipo de empresas

Podría pensarse que sólo en las grandes organizaciones se ameritan capacitaciones en administración estratégica. Sin embargo, este es un error frecuente ya que la relevancia de la estrategia en las pequeñas empresas no disminuye en comparación con las entidades más grandes.

Por ejemplo, en Chile 8 de cada 10 diez emprendimientos fracasan en el primer año. Esta tasa es una prueba del gran reto que representa triunfar en el mercado actual y de lo importante que es desarrollar habilidades en lo que a administración estratégica respecta.

Las Pymes tiene menos recursos que las grandes corporaciones para invertir en investigación y desarrollo de productos y servicios, marketing y otras áreas relevantes, de modo que la formulación de objetivos y planes en consonancia con sus recursos y su entorno debe ser muy sólido para que no forme parte de la estadística de fracaso. He ahí la relevancia de la administración estratégica para las Pymes.

Entrenamiento en pro del cambio

En el estudio de Tendencias Globales de Talento 2018 -de Mercer-, una de las cinco grandes tendencias resultó ser el "Cambio a gran velocidad", por lo tanto, la gestión del cambio y la administración estratégica son claves para el mercado laboral actual.

Una compañía con profesionales formados en administración estratégica puede adoptar procesos de cambio de forma más fluida ya que dichos trabajadores, desde su rol, racionalizan y comunican el cambio, manteniendo el orden de las estructuras internas.

Esta habilidad es muy valiosa porque es común que el cambio sea rechazado o que genere caos, por lo que contar con personas que puedan mitigar el impacto y encausar adecuadamente el cambio en la organización es una capacidad sumamente valorada a nivel corporativo.

Para materializar esta ventaja competitiva, la empresa debe evaluar exhaustivamente y seleccionar una institución reconocida que pueda brindarle a sus trabajadores cursos de administración estratégica con los más altos estándares de calidad, acordes con sus necesidades específicas y que les permitan alcanzar las metas planteadas.